Blog

Yo tengo la fortuna de conocer gente en todas las clases sociales, y sí, a medida que subes más, más secreto se tiene que volver necesariamente, que haya gente que está muy muy metida en la estructura del mal, y que ’salve judíos’ en su ratos libres.

Así lo llamamos, las listas de schindler. Aunque otros lo llaman hacer un boyscaut. Anaïs Abbot acudió a este término y lo evolucionó hacia el bollicao, que en la revolución invisible, hacer un bollicao es algo mucho más fuerte, a gran escala, pero que tiene su origen aquí.

El boyscaut es una buena acción por cada 10 malas acciones del la esttructura del mal.

Hay gente que por cada cien mil euros que gana, se propone donar una cuarta parte, siguiendo la directriz de la disciplina de ahorro de la religión judía.

En Kapitalismo Sauvage, se hace referencia a esto más claramente, en el relato dedicado al altruismo de BIll Gates.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!
error: Content is protected !!